¿Qué hace falta para hacerse autónomo?

Autónomos

¿Qué significa hacerse autónomo?

Los Autónomos son un tipo de trabajadores que se distinguen por realizar un trabajo por cuenta propia, en contraposición de los asalariados, que son quienes trabajan por cuenta ajena. Por ejemplo, los empleados de una empresa o negocio son asalariados, mientras que el dueño de un bar o un diseñador gráfico freelance serían autónomos.

Los trabajadores autónomos se rigen por el Estatuto del Trabajador Autónomo, y tienen una serie de particularidades que les diferencian de los trabajadores asalariados. Por norma general, son «sus propios jefes», y pueden tomar las decisiones de su trabajo personalmente, por otra parte, no cuentan habitualmente con un sueldo fijo, dependiendo sus ingresos de los beneficios del negocio mes a mes.

En la actualidad exite, por desgracia, la figura del Falso Autónomo, cada vez más extendida por empresas con pocos escrúpulos y respeto ante la ley, que fuerzan a sus trabajadores a darse de alta como autónomos mientras les obligan a seguir unas condiciones de asalariados (con horario y sueldo fijo). Si te encuentras en una situación así, o una empresa te propone hacerlo, lo mejor es que presentes una denuncia, siempre que te sea posible.

Dentro del Régimen de autónomos existen ciertas variedades dependiendo de las características del trabajador:

  • Trabajador autónomo: Gerentes de pequeños negocios y trabajadores que se dedican al autoempleo. Incluye a los artistas, deportistas y toreros.
  • Profesional autónomo: Aquellos cuya profesión se encuentra dentro de la lista de profesionales liberales, tanto colegiados (abogados, médicos, farmacéuticos, veterinarios…) como no (programadores, publicistas, traductores…)
  • Autónomo TRADE o Económicamente dependiente: Son aquellos trabajadores autónomos que facturan el 75% o más de sus actividades a un mismo cliente. En este sentido, el autónomo depende de cierta manera de un empleador, asimilándose más a la figura del asalariado.
  • Autónomo Colaborador o Familiar: Figura compleja que incluye a las parejas y familia de los trabajadores autónomos, que normalmente suelen ayudarles en su trabajo.
  • Autónomo Administrador de Sociedades: En las sociedades o empresas cuyo administrador sea una persona física, esta persona debe darse de alta en el régimen de autónomos.

¿Qué hay que hacer para hacerse autónomo?

El proceso de hacerse autónomo en España es largo y complicando, incluyendo una buena cantidad de burocracia, para la cual no sólo hay que tener paciencia, sino también mucho cuidado. Es imprescindible asumir una rutina de orden: administrando y archivando todos los trámites que vayamos haciendo, con las ideas y los registros claros.

Alta de Autónomos

El Alta de Autónomos incluye, en realidad, varios pasos:

  1. Alta en el Impuesto de Actividades Económicas (IAE): es el impuesto al que deben cotizar los autónomos. Debes darte de alta en él rellenando el tipo de actividad que vas a realizar en la Agencia Tributaria, con un plazo mínimo de 10 días hábiles antes de dar comienzo la actividad.
  2. Alta Censal y opción del régimen fiscal: Donde indicarás el tipo de actividad y los datos de la empresa. También se realiza en la Agencia Tributaria.
  3. Afiliación al Régimen Especial de Autónomos en la Seguridad Social: Debe realizarse en un plazo de 30 días desde el Alta Censal. Sirve para indicar a la Seguridad Social que la persona está trabajando por cuenta propia. Debe realizarse en la Tesorería General de la Seguridad Social (TGSS).

En caso de contar con un local o establecimiento en el que se va a desarrollar la actividad, el autónomo necesitará, además:

  1. Licencia de Apertura: Es un documento oficial que expide el Ayuntamiento de cada localidad, y en el que se indica el tipo de actividad que se va a llevar a cabo en un local. En la actualidad se ha lanzado un trámite llamado Licencia de Apertura Exprés, que permite saltarse varios trámites, e incluso obviar la licencia para locales menores de 300m cuadrados (aunque sí deberá presentarse otra documentación).
  2. Licencia de Obra: en caso de que se vaya a llevar alguna modificación importante en el local. Quedan exentos de esta licencia las pequeñas obras como pintura, alicatado, instalación de saneamientos y calefacción, etc.

En caso de que el Autónomo vaya a tener otros autónomos contratados, deberá seguir dos pasos más:

  1. Darse de Alta en la Seguridad Social, y elegir una mutua que le de cobertura de trabajo.
  2. Afiliar a los trabajadores contratados en la Seguridad Social.

¿Cómo trabajan los autónomos?

Las personas que decidan hacerse autónomo recibirán sus ingresos a través de la facturación a los clientes. Después de cada trabajo para un cliente deberá presentarle una factura con la información detallada y el precio del servicio prestado.

Mantener un régimen estricto de archivación y control de las facturas, así como de cualquier otro papeleo, es imprescindible para los autónomos.
anuncio formulario